miércoles, septiembre 15, 2004

Que sabe nadie

Pues quise escribir esto porque en pocas palabras me siento sola. Estoy resentida porque hace poco decidí terminar una amistad de hace mucho y la extraño. Creí que sería para siempre. La amistad se debe a la voluntad más que al gusto de estar junto a cierta persona. Y responderle no solo cuando quieras y estés de buen humor, sino siempre. Una ausencia duele cuando es prolongada. Por otro lado, no todo lo puedo platicar con mi esposo, quien a veces anda en una frecuencia diferente a la mía...y qué decir de los compañeros del trabajo...estoy cansada de hablar para nadie, y esta es la mejor manera de verme a mí misma, sin esperar nada a cambio. Ojalá me sirva para psicoanalizarme un poco, aprender de mí...
Antes consideraba esto una especie de onanismo cibernético, pero la soledad está gruexa y los seres queridos se agobian con uno quejándose de sus males. Aún así, quisiera platicar con quien quiera interactuar conmigo. Sería un honor que alguien leyera mis delirios.
En fin, esta onda me gustó mucho...espero que salga lo mejor y lo peor de mí.

Comments:
este post lo escribiste hace mucho tiempo y probablemente ya no te sientas así, aunque sé por experiencia que esta clase de sensaciones son recurrentes. Eres una mujer sensible, Wendy, eso es todo. Y sin embargo esta de más decir que yo tambien me he sentido así algunas veces. Un saludo.
 
Publicar un comentario

<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?